La impactante historia de vida de Kayleigh McEnany, la vocera de la Casa Blanca

Durante la convención republicana, la actual secretaria de prensa Kayleigh McEnany contó una historia personal que involucra al presidente Donald Trump, y como la fe en dios y el apoyo del presidente Trump la ayudó a enfrentar la dura decisión de realizarse una doble mastectomía para prevenir el cáncer de mama, una enfermedad preexistente en su familia.

En el 2015, Kayleigh McEnany tuvo que tomar la decisión más difícil de su vida, realizarse una doble mastectomía, esto producto de que el cáncer de mama era una enfermedad preexistente en su familia: “Estoy aquí para comentarles como el presidente me apoyó a mi como madre y como una americana con una condición preexistente” añadió: “Cuando tenía 20 años recibí una llamada de un médico que cambio mi vida, el doctor me dijo que tenía una mutación del tipo número 2, lo cual hace que las posibilidades de cáncer sean del 84% fue la misma mutación que mi mamá tuvo”.

Kayleigh además contó que en su familia ocho mujeres han muerto de cáncer mamario: “Algunas de ellas apenas tenían 20 años, hoy yo tengo el mismo prospecto durante una década estuve en centros de cáncer haciéndome radiografías y diferentes pruebas”. Además comentó como fue su experiencia visitando esos centros, y a las valientes mujeres que conoció durante ese doloroso camino: “Me cruce en el camino con mujeres valerosas que se estaban tratando de cáncer, y haciendo quimioterapia. Un testamento de la valentía norteamericana”.

Discurso completo de Kayleigh McEnany en la Convención Nacional Republicana | Noticias Telemundo
Ver este vídeo en YouTube.
Gentileza: Telemundo Internacional

La vocera de la Casa Blanca contó lo difícil que fue tomar la decisión de realizarse una mastectomía doble, que reducía la posibilidad de cáncer notoriamente: “Seguí los pasos de mi madre y me realice una mastectomía, estaba muy preocupada y triste por perder una parte de mi vida, de mi ser para siempre”. Pero McEnany encontró la valentía para enfrentar el proceso, aferrándose a su familia y a dios: “Recordé el apoyo que me dio mi mamá, mi papá, de mi marido y de Jesucristo, y me realice la mastectomía, prácticamente eliminando las posibilidades de cáncer de mama, una decisión que hoy celebro”.

Por otra parte McEnany comentó como esta experiencia le dio fuerzas para enfrentar las dificultades en la vida: “Mas importante que los resultados físicos de la cirugía, yo desarrollé la confianza y la fuerza que me caracteriza. Durante los momentos más difíciles espere tener apoyo de mi familia, pero recibí mucho más apoyo del que me esperaba, cuando salí de la anestesia una de las primeras llamadas que recibí fue de Ivanka Trump, cuando me recupere mi teléfono sonó nuevamente, era el presidente Trump llamando para saber cómo estaba”. La actual vocera de la Casa Blanca comentó lo sorprendida que estaba de la llamada: “Realmente no lo podía creer el líder del mundo libre, preocupándose por mis circunstancias en ese momento solamente había visto al presidente Trump un par de ocasiones pero ahora lo conozco bien, y les puedo decir que este presidente apoya a los americanos que tienen condiciones preexistentes”.

Finalmente, Kayleigh cerró con estas palabras: “Elegir tener una mastectomía preventiva fue la decisión más dura que jamás tuve que tomar en mi vida, pero elegir apoyar al presidente Donald Trump que va a proteger el futuro de mi hija y el futuro de todos nuestros hijos, fue la decisión más fácil”.

Nota realizada con la transcripción de Telemundo Internacional

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba