No hay pruebas PCR, ni medicinas, ni ataúdes, ni médicos en los hospitales: las carencias de una Cuba asolada por el COVID-19

La crisis sanitaria que vive Cuba por el aumento de contagios y fallecidos por COVID-19, lejos de aminorar, se agudiza. Residentes en la isla reportan, en medio del colapso de las instalaciones de salud, un serio déficit de pruebas PCR y test rápidos, la falta de médicos en los hospitales y la venta de medicamentos en el mercado negro a precios exhorbitantes. La nota es de Radio y televisión Marti.

El sistema de salud pública tampoco da abasto para atender en sus centros a todos los enfermos, y los posibles casos positivos del virus son enviados a sus hogares, dijeron cubanos este lunes a Radio Televisión Martí.

Yoel Espinosa Medrano y su esposa, quienes residen en la ciudad de Santa Clara, tienen síntomas de COVID-19 y llevan días intentando hacerse la prueba sin lograrlo. Desde su hogar, donde permanece en aislamiento, Espinosa Medrano narró lo que pudo presenciar, este fin de semana, en el hospital Arnaldo Milián Castro.

“Allí están las personas muriéndose en las esquinas, tiradas en el piso; los médicos, en su mayoría, son estudiantes de medicina que están enfrentando esta situación. Hay muchos médicos en misiones en el exterior para darle dinero a ellos (al gobierno), mientras que el pueblo aquí se está muriendo poco a poco”, aseguró.

Daniel Alfaro Frías vive en San Antonio de los Baños, en la provincia de Artemisa. Aunque presenta síntomas de COVID-19, tampoco ha logrado hacerse la prueba. Este domingo estuvo en el hospital Iván Portuondo.

“Ocho personas murieron ayer por COVID-19 en ese hospital, y el médico que estaba me explicó que no tienen nada que hacer; no tienen medicamentos, hay un faltante general en la institución”, advirtió el activista.

El doctor Alexander Raúl Pupo Casas, alerta la situación existente en el hospital pediátrico de Holguín Octavio de la Concepción y de la Pedraja, hace dos días había más de cincuenta menores en el cuerpo de guardia, los cuales tenían síntomas y no había PCR para hacerle la prueba.

“Se está ingresando solamente a los casos positivos confirmados; incluso, se deja a los positivos que son asintomáticos en los hogares, por tanto, las estadísticas que ofrecen las autoridades están muy por debajo de la realidad de lo que está ocurriendo aquí en Cuba”, aseguró el galeno.

En la ciudad de Ciego de Ávila han habilitado un terreno para sepultar fallecidos por el COVID-19, reportó el cuentapropista José Carlos Fernández.

“Al sur de la ciudad, el terreno que ocupaba la antigua fábrica de bloques Juan Antonio Márquez ya fue tapiado y están haciendo fosas comunes para enterrar a los muertos, y el colmo es que no hay ataúdes para sepultarlos”, afirmó Fernández.

Setecientos pesos cubanos en el mercado negro por dos bulbos de Rocefín pagó en Matanzas Alberto Corzo, director dentro de Cuba del Instituto Cubano de Libertad de Expresión y Prensa (ICELP), para combatir el malestar que sufre debido al virus.

“Independientemente del alto volumen de fallecidos por COVID-19, que no son los que ellos (el gobierno) reportan, el crematorio provincial tiene problemas por un déficit en el abastecimiento de gas licuado”, informó el periodista.

En la última semana se duplicó el precio de los antibióticos en la bolsa negra en la ciudad de Guantánamo, apuntó el periodista independiente Anderlay Guerra Blanco.

“Hay antibióticos que costaban la semana anterior entre 2 y 3,000 pesos, y hoy valen entre 4 y 5,000”, detalló el comunicador.

Durante el fin de semana hubo enormes colas, cientos de personas, en el policlínico de la Plaza de Marianao, en La Habana, para hacerse las pruebas PCR, y no las había, comentó desde la capital cubana el periodista Enrique Díaz.

El comunicador dijo que, además, “no hay capacidad en los centros asistenciales de salud para internar a las personas, entonces a pesar de estar contagiados, los están enviando para las casas”.

El Ministerio de Salud Pública de Cuba reportó este lunes 7,950 casos nuevos de COVID-19 y 77 fallecimientos a causa de la enfermedad, elevando a 466,169 el total de contagios, y a 3,515 la cifra de muertes desde que comenzó la pandemia el año pasado.

Colapsa la morgue del hospital de Manzanillo en pleno rebrote de COVID-19
Ver este vídeo en YouTube.

Según el reporte de las autoridades sanitarias, permanecían ingresados 103,209 pacientes, de ellos 46,746 casos activos, 51,998 sospechosos y el resto en vigilancia epidemiológica.

La Habana sigue siendo el epicentro de la pandemia, con 1,625 nuevos contagios, seguida por Cienfuegos, con 1,071, y Ciego de Ávila, con 798, entre las provincias más afectadas.

Fuente: No hay pruebas PCR, ni medicinas, ni ataúdes, ni médicos en los hospitales: las carencias de una Cuba asolada por el COVID-19 | Radio y Televisión Marti

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba